Conceptos generales

Es un método que utiliza como tratamiento principal nutrientes y componentes normales del organismo, en cantidades óptimas.

Se encuentra estrechamente relacionada con una buena nutrición, aunque la excede, ya que en muchas condiciones las cantidades de nutrientes son mayores que las que pueda aportar la dieta.

Los médicos ortomoleculares utilizamos todos los tratamientos modernos, incluyendo las drogas clásicas, cirugías, y terapias físicas y psicológicas cuando son apropiadas. Las dosis requeridas de los medicamentos tradicionales muchas veces pueden reducirse al sumar un tratamiento ortomolecular, disminuyendo así los posibles efectos adversos.

La nutrición ortomolecular recomienda suplementar con vitaminas, minerales y otros componentes, en cantidades que habitualmente son mayores a las recomendadas por las “clásicas Dosis Diarias Recomendadas”, y con ello se tratan enfermedades que no son reconocidas como consecuencia de deficiencias vitamínicas.

La Medicina Ortomolecular es  una disciplina con bases científicas comprobadas, prácticamente sin efectos adversos, y su pionero ha sido el Premio Nobel de Química, el Dr. Linus Pauling, quien fuera uno de los pioneros en la utilización de altas dosis de Vit C como una herramienta para retardar el envejecimiento.

Algunos de los principios básicos de la Medicina Ortomolecular son:

  • Individualidad: cada persona es única y posee diferentes requerimientos de cada nutriente, y responde de manera particular al tratamiento.
  • Triage Vitamínico: el organismo decide cuáles son los órganos que más necesidades de determinados vitaminas y nutrientes poseen, y hacia allí dirige la mayor parte de esos compuestos, dejando en carencia a los demás.
  • Disponibilidad aumentada: la medicina ortomolecular utiliza dosis altas de vitaminas, minerales y oligoelementos, para que todos los órganos y tejidos estén suficientemente provistos, y para facilitar las reacciones bioquímicas necesarias aunque el individuo posea alguna deficiencia para llevarlas adelante.

Existen cientos de nutrientes que pueden ser sintetizados por el organismo, pero existen 45 nutrientes considerados esenciales y que no pueden ser sintetizados en el propio cuerpo, por lo cual dependemos de su aporte externos. Estos últimos pertenecen a algunas Vitaminas, Aminoácidos Esenciales, y algunos Minerales. Su aporte en cantidades suficientes es fundamental para mantener la salud.

  • El principio de la orquestra: todos los nutrientes son necesarios para que suene la sinfonía de la vida.
  • La falsa distinción entre enfermedad local y sistémica: Debemos abordar al mismo tiempo el síntoma local y el funcionamiento del organismo en general.

Pedir turno por email a info@biomolecularcenter.com

o mensaje al whatsapp +54 9 11 5853-8046